jueves, 26 de febrero de 2009

Man on Wire


Hay personas que estan hechas de una pasta especial,no hay ninguna duda.Sobre todo aquellas que no dudan en arriesgar su vida para darle sentido, jugarselo todo a una carta , y echarse la muerte a las espaldas mientras les echa el aliento en el cogote con el abismo un milimetro a la derecha e izquierda de los pies.Seguir vivo depende de un momento en el que se exige la perfección, sin vacilaciones, ni pensamientos que alejen de la concentración mas absoluta.Eso es para algunos vivir, hacer algo realmente grande, desafiar cualquier temor y sentir el sabor de la adrenalina en el paladar y supongo que hay que nacer con algo en el cerebro para poder llegar a ser capaz de realizarte de esa manera.Este es el caso del hombre en el que se basa la película documental Man on Wire, reciente premio Oscar al mejor documental, que cuenta una de esas historias dignas de ser contadas. La hazaña por no decir locura que en 1974 llevo a cabo un funambulista francés llamado Philippe Petit, bautizada como "el mayor crímen artístico del siglo", en la que Petit cruzó haciendo equilibrio sobre un cable la distancia que separaba las ya desaparecidas torres gemelas de Manhattan ,de manera ilegal,sin autorización, sin arneses ni red ni ninguna otra ayuda mas que un cable de acero bajo sus pies y una pértiga,recorriendo la interminable distancia de 60 metros y a una altura de 400 metros con vientos racheados como principal obstáculo.
Segun comentan visto en la pantalla es escalofriante , pero no debe acercarse ni a la milésima parte de lo que realmente debía sentir ese hombre sobre ese minúsculo cable de acero con el abismo a sus pies en los 60 metros mas largos de su vida.El documental nos retrata visualmente la proeza , la elaboración del plan para llevarla a cabo,y los testimonios reales "in situ" de aquellos que lo presenciaron y los que colaboraron ,así como los agentes de policia que lo detuvieron. Un documental no apto para cardiacos que podremos sufrir en el cine a partir del 18 de Marzo.




2 comentarios:

ra dijo...

Yo prefiero exprimir cada dia de mi vida como si fuese el ultimo antes que buscar que cada dia fuese el ultimo dia de mi vida.

gerynuqui dijo...

Menuda locura. Jugarse la vida así es absurdo pero bueno allá cada cual, a mí mientras no me caiga encima de la que voy paseando por la calle....xD